Se encuentra usted aquí

Suscribirse a Sindicar

República Checa no cumple las condiciones para adoptar euro

El presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, de visita oficial en la República Checa, manifestó hoy que esa nación sigue sin cumplir las condiciones necesarias para ingresar a la zona euro.

Tras reunirse en Praga con el primer ministro checo, Petr Nečas, el dirigente comunitario recordó en conferencia de prensa que el país se comprometió a introducir la moneda común al ingresar a la Unión Europea (UE) en 2004.

Pero el jefe de Gobierno expresó que la República Checa no entrará en la Eurozona sin convocar un referendo popular sobre el asunto, pues es a los checos a quien corresponde decidir sobre ese tema.

Nečas no quiso concretar ninguna fecha para que su país asuma el euro como divisa y recordó que las condiciones de esa unión monetaria han cambiado mucho desde el ingreso de la nación centroeuropea al bloque comunitario.

De cualquier modo, Van Rompuy indicó que el asunto no está aún en el orden del día e insistió en que la República Checa no cumple los criterios para unirse a la unión monetaria.

Por otra parte, el presidente del Consejo Europeo se refirió a los desarrollos positivos sustanciales que se están dando en la UE, entre los que mencionó la restauración de la estabilidad financiera, a la que calificó como una premisa para el crecimiento de los puestos de trabajo.

Según el dirigente comunitario, la competitividad de las economías débiles está creciendo y las exportaciones en este tipo de economías crecen, mientras que el déficit público se ha reducido más de la mitad desde 2008 en toda la Eurozona e incluso en la UE.

Pero si bien reconoció que eso es alentador para todos los países del área, Van Rompuy apuntó que la crisis se prolonga, sobre todo por el desempleo de los jóvenes, lo cual supone una gran preocupación.

En ese sentido, recordó que la acción directa inmediata para combatir el desempleo fue uno de los objetivos prioritarios fijados en la pasada cumbre comunitaria de marzo en Bruselas.

Al final de su visita de un día a Praga, el presidente del Consejo Europeo será recibido por el presidente checo, Miloš Zeman.


Comparte esta noticia en: